Prologo Los Pueblos del Camino Contacto

jueves, 10 de diciembre de 2009

Rionegro del Puente - Zamora - Encrucijada de caminos

El albergue de Rionegro del Puente se consolida como un alojamiento internacional jacobeo, con casi mil trescientos peregrinos a lo largo del año, procedentes de los cinco continentes.

La provincia de Zamora se consolida como una atractiva alternativa para los peregrinos que realizan el Camino de Santiago. Y el albergue de Rionegro del Puente constituye todo un termómetro a la hora de medir la predilección de los caminantes por las rutas jacobeas que atraviesan Zamora. Desde su apertura, en abril del año 2006, la ocupación del albergue ha ido en aumento. Empezó con medio centenar, para casi rozar el millar un año después y superar este año los mil doscientos peregrinos, casi un veinte por ciento más que en 2008.

Los datos recopilados por la Cofradía de los Falifos, que gestiona el antiguo hospital de peregrinos de Rionegro del Puente, afianzan la naturaleza universal de un enclave en el que recalan caminantes de los cinco continentes. Japoneses, turcos, neozelandeses, eslovenos, estadounidenses, suizos, australianos o polacos comparten literas y cazuela con españoles procedentes de los cuatro puntos cardinales. «Hay muchos madrileños, catalanes, andaluces... la procedencia es muy diversa», indica Eusebio Rodríguez, miembro de la Cofradía de los Falifos.

Y si algo caracteriza a los extranjeros que pasan por Rionegro -muchos de ellos prejubilados o jubilados que aprovechan su tiempo libre para cumplir un viejo sueño-, es «lo bien informados que vienen». No extraña así ver a un canadiense con la documentación más actualizada y perfectamente conocedor de la red de albergues y los sitios de interés que aparecen a lo largo del Camino que enlaza con Galicia a través de la comarca de Sanabria-La Carballeda.

Como tampoco, encontrar a muchas personas que cargan con la mochila emprendiendo una aventura en solitario, muchas veces durante más de un mes. Son todos aquellos que inician el peregrinaje en Sevilla para cubrir buena parte de la Ruta de la Plata y enlazar, bien con el Camino Francés o bien con el Sanabrés.

Desde enero hasta diciembre de este año, un total de 1.281 peregrinos han pernoctado en el albergue de Rionegro del Puente en su camino hacia Santiago de Compostela, a lo largo de la Vía de la Plata para tomar después el Mozárabe-Sanabrés. Mayo y junio son los meses preferidos para realizar el Camino, con 319 y 217 peregrinos respectivamente, mientras que a lo largo del verano se ha superado con creces el centenar.

Tal es la querencia por la aventura jacobea -una de las alternativas al saturado Camino Francés- que ya prácticamente todos los meses del año es necesario abrir el albergue. Pues si bien este año no se ha registrado ninguna estancia en enero, en el pasado hubo tres. Los cuatro peregrinos de febrero han sido alemanes, mientras que en marzo se ha ido incrementando la afluencia hasta alcanzar el cenit en mayo, cuando una amalgama de nacionalidades se concentraron tras las paredes del restaurado hospital de peregrinos, que presume de ser uno de los albergues mejor dotados del Camino.

Con 28 plazas y todos los elementos para ofrecer un servicio más que digno al peregrino, del que se encargan dos hospitaleras, el albergue de Rionegro del Puente tiene ya presentada la documentación para adaptarlo a las disposiciones de Turismo. En las mismas se incluye el pago de una cuota que permita cubrir los gastos ocasionados por un centro sin ánimo de lucro.

Al albur de la causa jacobea promovida por Rionegro del Puente ha nacido este año la Asociación de Amigos del Camino de Santiago Mozárabe-Sanabrés que colabora con la Cofradía de los Falifos en el apoyo a los peregrinos y la promoción de la ruta. Fruto de ello es la edición de miles de trípticos sobre el Santuario de la Carballeda, situado al lago del albergue, que recibe la visita de muchos de los peregrinos como uno de los templos más representativos de la provincia muy íntimamente ligado a las peregrinaciones desde la Edad Media.

No en vano la Cofradía de los Falifos, gracias a las donaciones y rentas, llegó a levantar puentes a lo largo del Camino y crear hasta 30 hospitales de peregrinos. Un legado que ahora tiene su proyección en el albergue actual y toda la labor de promoción de los caminos de Santiago que se ha llevado a cabo a lo largo de los últimos años.

Los caminantes que prácticamente a diario arriban en Rionegro del Puente tienen a la vista una extensa documentación sobre los antecedentes jacobeos y en general las diversas rutas a Santiago de Compostela gracias a la biblioteca compuesta por cerca de 200 libros sobre temas jacobeos editados en varios idiomas. Pensando en la multiculturalidad del albergue.

Fuente: LaopiniondeZamora.es

0 comentarios:

Twitter Delicious Facebook Digg Stumbleupon Favorites More